Aprender idiomas

APRENDER-IDIOMAS

Aprender idiomas

Entender y ser capaz de hablar nuevas lenguas sólo puede traer cosas positivas. Además de mejorar tu currículum, varios estudios afirman que conocer más de un idioma te hace más inteligente, pues trabajas partes de tu cerebro que de otra manera estarían inactivas. A parte de esto, si eres de los que les gusta viajar, el conocimiento de otras lenguas es vital para que seas capaz de sacar el máximo partido a tus viajes, sobre todo, si hablas su propio idioma.

Si todavía te da pereza empezar a estudiar otra lengua, te daré varias razones para que te animes. En primer lugar, inglés y francés, pero también alemán, italiano, portugués, ruso, árabe o chino… ¡Todas son válidas!

  • Hablar idiomas es uno de los requisitos más demandados en el ámbito laboral, por lo que hoy en día, estudiar una lengua ya no se trata de un capricho, es casi una necesidad. La mayoría de las medianas o grandes empresas tienen, no solo una proyección local o nacional, sino también internacional, por lo que necesitan que sus empleados sean capaces de comunicarse con personas de otros países.
  • Dominar un idioma con fluidez te hará sentir muy bien contigo mismo. Puedes hablar con un montón de personas de otros países, conocer su cultura y sus costumbres, ver sus películas y leer sus libros en VO o navegar por sus páginas web en su propio idioma. Es una de las mejores maneras de descubrir la historia de lugares hasta ahora desconocidos para ti.
  • Conseguirás que tu cerebro se ejercite y se estimule positivamente. Esta fue una de las razones por las que yo empecé a estudiar idiomas, por prescripción facultativa después de una lesión cerebral, pero luego lo hacía (y lo hago) por placer, por satisfacción personal que me descubrió y estimuló una fantástica profesora de francés. También te volverás más creativo e inteligente. Al hacer que nuestro cerebro salte de un idioma a otro lo estamos entrenando, sin darnos cuenta, para que funcione mucho mejor, sea más eficaz y efectivo en las situaciones de multitarea. Además, saber más de un idioma te posibilitará, poco a poco y según vayas aprendiendo la lengua y viendo cómo avanza tu nivel de comprensión y comunicación, estar más seguro de ti mismo y mejorar tu autoestima. Al saber y conocer más, tu mente se abrirá y será menos manipulable.
  • Hablar más de un idioma te ayuda también a ampliar tu propio idioma. Aprenderás palabras que tal vez desconocías en tu lengua nativa o significados que no sabías que existían. Refranes, expresiones típicas o giros idiomáticos, también te enriquecerán lingüísticamente.
  • Viajar no será un problema para comunicarte. Será mucho más fácil entenderte con la gente local en su propio idioma (algo que ellos agradecen) y descubrirás cosas que, probablemente, hubieran pasado desapercibidas, si solo manejaras tu idioma natal.

No hay duda, hablar idiomas es indispensable. Hace que sea más fácil encontrar trabajo y potenciará muchas características de tu personalidad. Antes o después te tienes que poner a ello y es más sencillo cuanto más joven seas. Así que, ¡no lo dudes!

Puedes acudir a academias o clases particulares, pero yo os aconsejaría hacerlo en una Escuela Oficial de Idiomas (EOI) donde los profesores, algunos nativos y habiendo superado una oposición, son muy profesionales, con un buen método de enseñanza, de una calidad excepcional y en permanente reciclaje. En una EOI también obtendrás una certificación oficial de nivel (importantísimo para Sigue leyendo